sábado, 6 de marzo de 2010

El Bautismo del Espíritu Santo Como Parte del Plan de Salvación Neotestamentario

Predicaciones por Eliseo Duarte

A continuación presentamos dos videos filmados en la Asamblea de Pastores de la Iglesia Pentecostal Unida de Colombia, realizada en febrero de 2010 en la ciudad de Medellín, en los cuales el pastor Eliseo Duarte explica que el bautismo del Espíritu Santo es parte integral del Plan de Salvación y no una bendición extra después de que se es salvo.

PRIMER VIDEO

Resalto estas palabras tomadas de ese video para análisis y reflexión.

"...eso es el evangelio, eso es lo que hay que predicar para que la gente reciba el Espíritu Santo. Y el bautismo del Espíritu Santo sí es parte del plan de salvación. No es lo mismo decir que el bautismo del Espíritu Santo es para los salvos, que decir que el Espíritu Santo no es parte de la salvación. Eso sería reducir la salvación al acto tradicional evangélico de que usted en un acto de fe acepta o recibe a Cristo y que ya usted es salvo. Eso es lo general en el mundo evangélico pero esa no es la verdad. Esa es una parte, eso no es el todo. La salvación es un paquete. La salvación no es una parte es un todo, y ese todo está ahí. Ahora, el hecho de que no diga que los 3.000 recibieron el Espíritu Santo, los 5.000; el hecho de que no lo diga, eso está implícito ¿Por qué? Porque Pedro fue comisionado para abrir la puerta con el sermón inaugural en el día de Pentecostés. Y ellos recibieron el Espíritu Santo y le dijo a los otros: "para vosotros es la promesa". En Samaria sucedió lo mismo...

...para que sepas la verdad de las cosas en las cuales has sido instruido. Ahí hay una historia y hay que seguir esa historia. O sea que los que están diciendo eso [que el bautismo del Espíritu Santo no es parte del plan de salvación] realmente están fuera de órbita. Por eso ustedes necesitan oír de nuevo, y los que ya lo oyeron, a uno no le hace daño volverlo a oír, porque parece que a algunos viejos se les ha olvidado lo que ellos mismos enseñaron. Porque la obra del Espíritu Santo la han enseñado en todos los institutos, se ha enseñado en las iglesias; el plan de salvación también se ha enseñado. Pero hermanos, esas desviaciones que hay, sencillamente obedecen a que no hay conocimiento claro de lo que es el plan de salvación y de lo que es la obra del Espíritu, y por eso hay que insistir en esto porque de eso depende. ¡Vea! ¡Todas esas cosas molestas que están sucediendo, son consecuencia de eso".

SEGUNDO VIDEO


Al igual que con el video anterior, resalto estas palabras para reflexión y análisis.

"Entonces Jesucristo nos redimió del pecado, de la Ley, de la maldición de la Ley... no se puede ser esclavo y ser hijo. Jesucristo lo dijo (Juan 8:31). Así que si el Hijo os libertare, seréis verdaderamente libres. Hay que ser libertado del pecado para ser hijo. El Hijo queda en casa, el hijo es heredero.

...Entonces en el cumplimiento del tiempo, Dios envió a su Hijo nacido de mujer, súbdito de la Ley para que redimiese (redimir es libertar a alguien mediante el pago de un precio), a los que estábamos bajo la Ley, con la finalidad de que recibiésemos la adopción. Por eso el bautismo del Espíritu Santo no es para los inconversos. Algunos piensan que eso es posible, pero eso no. Jesús dijo quiénes recibirán el Espíritu Santo (San juan 14:15). Eso lo dijo el bautizador (no lo dijo Eliseo Duarte). "Si me amáis guardad... y yo rogaré al Padre y os dará otro Consolador, para que esté con vosotros para siempre, el Espíritu de verdad que el mundo no puede recibir porque no le ve ni le conoce, pero vosotros le conocéis porque está con vosotros y será en vosotros (un cambio de posición)". Estaba en ellos, pero estaría en ellos después de la resurrección y de la glorificación...

...Dios no mandó a nadie a predicar la Ley, sino el evangelio. El evangelio salva y da vida, la Ley mata y condena. Por eso no se pueden mezclar... Por eso mucha gente no puede recibir el Espíritu Santo porque seguramente no han entendido el evangelio. El bautismo del Espíritu Santo es la confirmación, es el testimonio de Dios de que somos sus hijos. O sea decir que el bautismo del Espíritu Santo no se necesita para salvación es realmente una cosa fuera de órbita (por no decir otra cosa más grave)...

...Todo el que cree en el evangelio es un candidato para recibir el bautismo del Espíritu Santo. El bautismo del Espíritu Santo es el testimonio de que somos sus hijos... vuelva a su congregación y pregunte cuántos no han recibido el Espíritu Santo y dese a la tarea de predicar y de orar para que entiendan la necesidad de recibir el Espíritu Santo. ¿Han leído los informes misioneros? ¿Qué en esos avances de la obra, Dios ha dado testimonio del Espíritu Santo bautizando a la gente? ¿Cómo es posible que se diga semejante cosa que el bautismo del Espíritu Santo no es necesario para la salvación?

Vea le digo nueve funciones para las cuales vino el Espíritu Santo, y no se las digo yo, se las dice Jesucristo y Pablo.

[Nota: Se listan las nueve funciones pero no se siguen las palabras textuales del hermano Eliseo Duarte:

Las primeras siete fueron dichas directamente por el Señor Jesús.

1. El vino a morar (no a visitar). Andaré en ellos y seré el Dios de ellos (Juan 14:15-18).
2. Os enseñará todas las cosas (Juan 14:26).
3. Os recordará todo lo que os he dicho (Juan 14:26).
4. Dará testimonio de mí,  vosotros daréis testimonio. Recibiréis poder y daréis testimonio (Juan 15:26-27).
5. Redargüirá al mundo de pecado, de justicia y de juicio (Juan 16:8).
6. Cuando venga el Espíritu de verdad, os guiará a toda verdad (Juan 16:12-13).
7. Vino para enseñarnos a adorar (Él me glorificará a mí) (Juan 16:14-15)

Las demás las expuso el apóstol Pablo.

8. Vino para que en nosotros estuviera el fruto de Espíritu (Gálatas 5:22-26)
9. Para impartir los dones y operar los dones (1. Corintios 12:1-11)
]

Nueve funciones para las cuales viene el Espíritu Santo a la vida de un creyente ¿Será necesario o no? ¡Hombre, por Dios! Claro que no vayan a cometer esos errores de mandar p´al infierno al que no ha recibido el bautismo del Espíritu Santo ¡No! El Señor no vino a condenar, y nosotros somos discípulos de Él y mensajeros de Él ¿Por qué vamos a estar condenando? A la gente no hay que condenarla, sino darle lo que no tiene. Si usted va condenando por el mundo, no conoce al Señor, porque de la misericordia de Jehová está llena la tierra...

...Entonces están un poco crudos. No todos ustedes pero algunos. Muchos de ustedes están en lo cierto, pero algunos sí están crudos y necesitan ser cocinados ¡Aleluya! ¡Vaya a Barranquilla! ¡Vaya a Cali! ¡Vaya a Bogotá! ¡Vaya a donde quiera que se van a hacer los estudios! ¡A Valledupar! ¡A todas estas partes! Porque todo eso que ha sucedido en estos días o meses pasados, lo que está demostrando es la necesidad de profundizar en la salvación, en la obra del Espíritu, en la Unicidad y en todas las demás doctrinas de la salvación. ¡Qué Dios me los bendiga!"